¿Por qué capacitar al talento humano?

por | 21 julio, 2018

La importancia de lograr los objetivos estratégicos en una organización depende directamente del nivel de experticia que posean sus recursos humanos.

La importancia de lograr los objetivos estratégicos en una organización depende directamente del nivel de experticia que posean sus recursos humanos. La gestión del talento humano va más allá de un sofisticado proceso de selección de personal, y aun cuando la organización invierta recursos importantes en la selección de personas, lo que verdaderamente agrega valor a la empresa es la capacitación del talento humano.

Existen diferentes áreas en las que es necesario capacitar, y aunque algunas jornadas son únicas y solamente requieren ser distadas una sola vez en la vida del colaborador, existen las actividades que forman parte del proceso de la mejora y que se sustentan en procesos de formación continua.

Una organización es un sistema, y como tal, responde a la definición “conjunto de elementos que interactúan entre sí”, pero como es un sistema de seres vivos y pensantes, se requiere que se mantengan en constante entrenamiento para mejoras sus habilidades, conocimientos, actitudes y mantener la fuerza motivadora viva de modo que aporte valor a la empresa y contribuya, de manera eficaz, al logro de las metas y objetivos.

… entonces, ¿capacitamos en cualquier cosa?

En estricto rigor, la capacitación debe obedecer a necesidades específicas de la organización, actividades que permitan cerrar brechas.  El cierre de brechas se puede comprender como el proceso mediante el cual una determinada actividad consigue traspasar el umbral de lo desconocido, reemplazándolo por lo sabido, familiar y cotidiano.

En este sentido la capacitación es una decisión estratégica que debe formar parte de la planificación estratégica anual y donde la Alta Gerencia, a partir de la detección de una necesidad de destreza, conocimiento o determina actitud sobre algo, emprende un plan de entrenamiento que permitirá suplir esa necesidad.  La capacitación debe medirse, validarse y verificarse en cuanto a su efectividad.

Un colaborador que desconoce como hacer su trabajo es un gasto; sin embargo, un colaborados competitivo, entrenado y motivado es capital humano en acción.

Para qué sirve la capacitación bien implementada

  1. Promueve el desarrollo de las competencias laborales.
  2. Mejora la productividad del colaborador y mejora el desempeño.
  3. Mejora la calidad de los procesos e impacta en la calidad de los productos o servicios.
  4. Promueve, facilita, fomenta y desarrolla las aptitudes y las actitudes de los participantes.
  5. Incrementa la productividad nacional.
  6. Propicia la adaptación de los colaboradores a los procesos tecnológicos.

… entonces, además de la capacitación en materia de familiarización básica ¿en qué más deberíamos capacitar?

La Alta Gerencia, debe revisar, analizar y evaluar dos aspectos fundamentales y pertinentes en su organización:

  1. Nivel de logro de los objetivos estratégicos inherentes a los procesos
  2. Nuevas tecnologías y/o procesos presentes en la organización

Al primer aspecto se deben aplicar indicadores de logro en el sentido de responder a la pregunta ¿cómo se está haciendo? ¿se puede hacer mejor? ¿cómo podríamos hacerlo mejor? Y la respuesta a esta última pregunta define en qué capacitar para cerrar brechas o para mejorar.

Al segundo aspecto se debe aplicar sentido común y dependiendo de la adopción de nueva tecnología o la adopción de nuevos procesos, se debe generar una pauta formativa que permita cerrar la brecha de lo desconocido para dar paso a lo sabido y familiar.

Ventajas de un proceso de capacitación bien implementado en una organización

  1. Mejora la rentabilidad
  2. Mejora los procesos
  3. Se disminuye el riesgo
  4. Mejora la motivación
  5. Mejora la imagen empresa
  6. Se cierran brechas tecnológicas y brechas sociales
  7. Se reducen costos ocultos de la no calidad

Cómo organizar un programa de capacitación efectivo

Un modelo adecuado y simple para organización un programa de capacitación es el que presentamos a continuación:

Diagnostique su empresa

Realice encuestas, evalúe el desempeño, determine el nivel de complejidad tecnológica de los procesos y evalúe el nivel de desempeño de cada proceso, determine brechas.

Categorice prioridades

Determine que áreas requieren mayor apoyo para el cierre de brechas y dónde se necesita aplicar más adiestramiento, y que procesos requieren mejorar de manera urgente.

Fije objetivos

A partir del análisis anterior, debe crear objetivos realistas, medibles y pertinentes que de alcanzarse den una solución real al problema.

Elabore un plan

Una vez detectadas las necesidades y determinadas que brechas deben ser cerradas, elabore un plan en el cual formule los criterios, el cronograma, identifique los recursos necesarios, y lo más importante, diseñe el currículo a implantarse.

Implemente y evalúe

Es fundamental que una vez implementado el plan se pueda responder a la pregunta ¿cómo lo estamos haciendo? ¿se logra el objetivo planteado? ¿se cierran las brechas detectadas? ¿se puede hacer mejor?

Toda organización, sin importar su tamaño o rubro, requiere contar con el talento humano idóneo para lograr sus objetivos institucionales, por este motivo se requiere capacitar al talento humano de manera efectiva de manera que los procesos de mejora continua se optimicen y la organización se vuelva más competitiva.

 

Deja un comentario